fbpx

Paseo de los tristes, Granada

Paseo de los tristes, Granada

 

Más de un turista se ha desesperado para encontrar en el mapa el Paseo de los Tristes. Y no, no es que los GPS se hayan vuelto locos, sino que el nombre por el que todo el mundo conoce la calle más romántica y bohemia de Granada no aparece en los callejeros.

Paseo de los tristes

En su lugar, esta bella avenida con vistas privilegiadas a la Alhambra, que sigue el curso del río Darro entre los puentes árabes de las Chirimías y del Aljibillo, aparece reflejado como Paseo del Padre Manjón, su nombre oficial. El sobrenombre popular lo heredó de una curiosa historia: en el siglo XIX, el paseo solía ser lugar de paso de los cortejos fúnebres que iban al cementerio de San José de Granada, en la colina de la Sabika. Muchas personas rehusaban subir por la Cuesta de los Chinos hasta el camposanto y se despedían aquí mismo del difunto, por lo que es fácil imaginar que, en aquellos tiempos, la calle no era una fiesta. Hoy, por suerte, en el Paseo de los Tristes es fácil ahogar las penas mirando a la Alhambra desde cualquiera de sus animados bares, donde es casi un deber probar las típicas tapas granadinas.

 

Paseo de los tristes Acera del Darro
Paseo de los tristes Acera del Darro

Carrera del Darro Paseo de los Tristes

 

 

Hoy nos adentramos en una de los lugares más buscados por cualquier viajero que visita Granada: el Paseo de los Tristes, y es que pasear por el Paseo de los Tristes Granada es uno de los planes más románticos y bohemios que puedes hacer en la ciudad.

 

Ya te avisamos de que si lo buscas en Google Maps o en un mapa, puedes volverte un poco loco y no serías la primera persona pero, tranquilo, porque vamos a contarte el motivo y la historia de que este histórico paseo no aparezca en los callejeros para que tengas la clave de la cuestión.

 

 

Paseo de los Tristes Historia

 

Situado a los pies de la Alhambra Paseo de los Tristes se encuentra justo después de de adentrarse desde Plaza nueva y Plaza de Santa Ana en la Carrera del Darro y que, como su propio nombre indica, hace su recorrido siguiendo parte del curso del río Darro, cuyas enigmáticas calles y viviendas a sus lados se comunican gracias a 14 puentes entre los que destacan los puentes árabes de las Chirimías y del Aljibillo y que son uno de los lugares preferidos para tomar una foto de recuerdo de tu visita a Granada.

 

Haciendo este recorrido verás que en el callejero este paseo toma el nombre de Paseo del Padre Manjón, religioso fundador de las Escuelas del Ave María, muy cercanas a esta alameda y que le da su nombre oficial pero entonces, ¿por qué es popularmente conocido como Paseo de los Tristes?

Paseo de los tristes de noche
Paseo de los tristes de noche

Paseo de los Tristes

Cuentan que Paseo de los Tristes leyenda responde a una historia curtida en la propia vida e idiosincrasia de las tradiciones de la ciudad, y es que ya antes de llamarse de esta manera y siendo conocido como Puerta de Guadix, ya era uno de los lugares públicos con más solera de Granada hasta el s.XIX.  Fue justamente a comienzos de este siglo cuando el paseo comienza a apodarse como «Paseo de los Tristes» y es que en la colinda Sabika, situada por encima de la Alhambra, se ubicó sobre 1805 en cementerio de San José -antes llamado cementerio de las Barreras-, de tal manera que el acceso al mismo se hacía por la Cuesta de los Chinos para lo que era necesario que el cortejo fúnebre atravesara antes la zona de la Puerta de Guadix, actualmente del Padre Manjón.

 

La inclinación que se produce tras pasar esta alameda hacer que en muchas ocasiones, parte del cortejo hiciera su despedida del difunto en este lugar, por lo que ya podrás imaginar que comenzó a ser un enclave donde la alegría iba brillando por su ausencia. De ahí el sobrenombre con el que lo conocemos hoy, Paseo de los Tristes, en honor a todos aquellos que lloraban con tristeza de sus seres queridos en este lugar.

 

Como curiosidad decir que estos terrenos pertenecieron a los señores de Castril, que en el siglo XVII y tras producirse una gran explosión en un taller de pólvora que afectó a la zona, cedieronuna parte de sus posesiones para que pudiera construirse este paseo que, además, da acceso directo al Sacromonte.

 

La fuente que se encuentra en pleno paseo es original y data de 1609, y si te fijas en la parte derecha del paseo, al otro lado del río y casi a los pies de la Alhambra verás un precioso edifico abandonado conocido como el Hotel del Reuma.

Hotel Reuma
Hotel Reuma

 

 

Su nombre verdadero era el Hotel Bosques de la Alhambra, que fue construido en 1910, pero la humedad destruyó el edificio e incomprensiblemente pasó a ser un hospital, en la que las condiciones, como puedes imaginar, no eras las mejores para los pacientes. De ahí su sobrenombre popular.

 

El Paseo de los Tristes es, en definitiva, uno de los lugares más llamativos, idílicos, carismáticos e históricos que puedes visitar en tu viaje a Granada.

Desde 25€

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *